Recomendaciones para cuidar tu auto

Tener un automovil implica muchas responsabilidades como tener cualidades de conducción y algunas otros elementos que debes considerar para tener un auto en buen estado. ¡Conócelos, aquí!

1. Limpia el interior y el exterior de tu auto

Mantener tu auto limpio es como mantener tu habitación limpia, excepto que todos pueden ver tu automóvil y evaluar qué tan sucio (o limpio) está.

Toma la aspiradora barata para limpiar el interior de tu coche, y por fuera que no se te olvide pasar un trapito constantemente para que no se acumule la suciedad.

El costo de no hacerlo: un automóvil sucio eventualmente atraerá suciedad y mugre que puede dañar el interior y exterior.

2. Por tu seguridad

Cuando tienen un coche nuevo es importante que hagas un research para encontrar el mejor seguro de auto, y seguramente te preguntarás cual es el mejor seguro de autos en México. Pues es una investigación que estás obligado (a) a hacer para tomar la mejor decisión.

3. Cambia tu aceite

Cada fabricante de automóviles tiene diferentes cosas que decir sobre el aceite pero la mayoría de los expertos están de acuerdo en que es bueno cambiarlo regularmente.

Si estás confundido sobre qué usar, la mayoría de los autos funcionan bien con aceite sintético pero es importante que te tomes la delicadeza de averiguar todo sobre el acetite de autos y así elijas el mejor.

Cambio de aceite

4. Revisa la presión de tus neumáticos

La presión incorrecta de las llantas puede ocasionar una tonelada de problemas, que incluyen una rotura deficiente, inestabilidad, menos consumo de combustible y, por supuesto, una llanta pinchada, así que verifica la presión de las llantas con un medidor.

Además, gira las llantas con frecuencia para asegurarte de que se desgasten de manera uniforme, asegurándoste de obtener el máximo rendimiento antes de reemplazarlas. ¡Un chequeo a tiempo de tu auto puede llegar a ser tu salvación! 

5. Reemplaza tus pastillas de freno cada 25,000 millas

Siempre es una buena idea que un profesional revise los frenos de vez en cuando, ya que un ruido desagradable puede causar una preocupación desagradable.

Una gran parte de esto son las pastillas de freno, que resisten la pérdida de potencia de frenado a altas temperaturas y pueden ser reemplazadas por un mecánico si es necesario.

Si no lo haces constantemente puede salir muy costoso no solo por dinero sino por tu seguridad y la de las personas que abordan tu auto. 

Ahora que conoces algunas recomendaciones para que tu auto esté 100% a la línea, es momento de que optes por implementar alguna de estas opciones para tu seguridad.